EL CAMINO DE CALASANZ

Cuando comenzamos un nuevo año se nos plantea recomenzar nuestro camino. Aquí tenemos un resumen del recorrido de Calasanz para ayudarnos.

HASTA SIEMPRE, P. ANTONIO PÉREZ

Fallece el P. Antonio Pérez Pérez

En la Residencia Calasanz (Madrid)

Comunicamos la dolorosa noticia del fallecimiento del P. Antonio Pérez Pérez, a la edad de 90 años, en la Comunidad de la Residencia Calasanz de Madrid. Mañana sábado, dí­a 30, a las 9.00h, la Comunidad Religiosa celebrará la Eucaristí­a corpore insepulto y el domingo, dí­a 31, a las 9.00 horas Misa funeral en la Capilla de la Residencia Calasanz y, a continuación, el traslado al cementerio de San Isidro. Oramos por su eterno descanso encomendándole al Señor.

El P. Antonio, nacido en Gama municipio de Bárcena de Cicero (Cantabria) el 13 de junio de 1927, emitió la Profesión Solemne el 8 de diciembre de 1951 y recibió la Ordenación Sacerdotal el 31 de mayo de 1952. Ejerció su Ministerio Escolapio en: 1952/1962 Oviedo • 1962/1998 Colombia-Ecuador • 1998/1999 Residencia Calasanz • 1999/2010 Residencia Santander • 2010/2013

LA BODEGA DEL P. LUIS EN CARORA – VENEZUELA

Como tantos otros escolapios, el P. Luis Arsuaga dejó una profunda huella en la gente de Carora de 1989 a 1995. Su labor se centró en el cuidado pastoral de la Parroquia San José de Calasanz; especialmente cuidadoso fue en el ministerio de la confesión y el acompañamiento espiritual. Su profunda sensibilidad social le llevó a abrir una “bodega” (banco de alimentos) para ayudar a los más pobres. Para ello, se auxilió de un buen grupo de voluntarias.

A pesar del paso del tiempo, la “bodega del P. Luis” sigue activa y ahora, con más razón debido a la gran crisis de abastecimiento de alimentos que hay en el país. Así que, no solo las “bodegueras”, sino toda la comunidad se ha embarcado en el proyecto de dar de comer a unos 60 pobres todos los martes, especialmente a los ancianos.

Sabemos bien que un día a la semana no soluciona el problema, pero es “un gesto” que ayuda a paliar un poco la necesidad de alimento de nuestra comunidad. Con ayuda de personas generosas, queremos ampliar este servicio, especialmente a los niños que llegan al colegio sin desayunar…

Dice la gente que la cosa de pondrá peor para enero pues han cerrado muchos comercios y los alimentos que se encuentran están muy caros. Mientras, seguimos esperando que el gobierno reconozca la situación y abra un canal humanitario para que entren alimentos a precios accesibles para todos.

La información completa en

“Y me disteis de comer…”