CALASANZ, reformador, educador, pastor, santo

José de Calasanz fue un hombre demasiado adelantado en su tiempo para ser comprendido: inició un camino de reforma de la sociedad y de la Iglesia muy desconocido por medio de la educación cristiana transformadora, especialmente para los más pobres. Fue un educador que puso en marcha cambios pedagógicos sorprendentes, demasiado novedosos para ser comprendido. Fue un sacerdote que acogía a sus niños, a los necesitados, a todos, sorprendiendo a quienes aquello parecía demasiado. Por todo ello fue un gran santo que nos muestra la acción de Dios, la posibilidad de ser felices haciendo felices a quienes más lo necesitan. Y, lo mejor de todo, Calasanz sigue hoy muy vivo en los escolapios, en las demás Congregaciones religiosas que se inspiran en él, en la Fraternidad escolapia, en los miles de educadores que le hacen presente hoy, en los miles de niños, niñas, adolescentes y jóvenes que tienen más futuro gracias a San José de Calasanz, reformador, maestro, sacerdote, santo.

Dejar un comentario

nombre*

Correo electrónico* (no publicado)

sitio web